La luz solar y el fenómeno Chichen Itzá.

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

La luz solar y el fenómeno Chichen Itzá.

Mensaje por Admin el Jue Nov 05, 2015 5:00 pm

La luz solar y el fenómeno Chichen Itzá.
La luz solar, en el más amplio sentido, es el espectro total de radiación electromagnética proveniente del Sol.  Luz solar brillante proporciona iluminación de aproximadamente 100 000 candelas por metro cuadrado en la superficie terrestre. La luz solar es un factor fundamental en el proceso de fotosíntesis, tan importante para la vida.

 
Su Historia.
El diseño de esta pirámide fue realizado por los arquitectos mayas que tan bien dominaban el conocimiento de los astros y en particular el del sol. Por ese motivo, al situar la pirámide colocaron las plataformas de su fachada, de forma que su sombra pudiera proyectarse sobre los laterales de la escalinata, dando forma al cuerpo de una de sus deidades, Quetzalcóatl o Kukukcán, la serpiente emplumada cuya cabeza está esculpida a los pies de la Pirámide.
Todos los equinoccios, cuando el día tiene la misma duración que la noche, -fenómeno que se produce dos días al año, el 21 de marzo y el 21 de septiembre-, los cálculos de los arquitectos se cumplen y el sol proyecta la sombra de los escalones conformando a la serpiente. Este fenómeno congrega a más de veinticinco mil personas cada año en la explanada de Chichén Itzá, y hoy os lo cuento en primera persona ya que he tenido la suerte de coincidir en este lugar en la fecha oportuna.

Cómo ver el descenso de la serpiente emplumada en Chichén Itzá.

En los días de equinoccio, (y también dos o tres días antes y dos o tres días después), aproximadamente a las 4 y media de la tarde (hora del Yucatán) cuando el sol empieza a descender, proyecta sus rayos sobre el Castillo de Kukulcán, haciendo que la sombra de las 9 plataformas de los laterales del castillo forme unos triángulos sobre la escalinata de las cabezas de serpientes. Como veis en las imágenes anteriores a este párrafo, al principio no hay sombra ninguna y es un simple muro.
A medida que se acerca la hora, se va dibujando la serpiente, poco a poco, de forma que queda iluminada por el sol frente a la penumbra del resto del muro que queda en sombra. Si os fijáis en la secuencia de imágenes, primero se ve la escalinata totalmente iluminada, sin sombras y poco a poco se puede ver una zona soleada que forma la serpiente.
Conforma pasa el tiempo se empiezan a ver las sombras de las plataformas formando el "cuerpo" de la serpiente que permanece iluminado por el sol. El efecto se va apreciando bien a partir de las 3.45 pero es muy lento. Aproximadamente a las 4.15, ya se ve bien el cuerpo en la sombra pero solamente a las 4.30 o incluso a las 4.45 es cuando ya se aprecia el cuerpo de Quetzalcóatl perfectamente formado por los triángulos que perfilan su sinuoso descenso por la escalinata.
El efecto es mágico y muy relajante. No faltan quienes se ponen de pie y extienden sus brazos para "sentir la energía" o quienes casi se pierden el fenómeno por sus ansias de fotografiar todo, pero os aseguro que es muy bonito y un poco emocionante. La tradición dice que hay que ir vestidos con ropa blanca, pero obviamente los turistas no conocen esa costumbre y hay mucho colorido en las vestimentas.
Antes, lo mejor es aprovechar y disfrutar del magnífico conjunto de Chichén Itzá, su increíble juego de pelota, el Observatorio astronómico (El caracol) o el conjunto de las Monjas o el Osario, por citar algunas de las maravillas que allí encontraréis.

Dato Interesante:
Los antiguos mayas celebraban cada año este fenómeno y el descenso de la serpiente emplumada representaba para ellos el inicio de la temporada agrícola.
La mejor hora para ver el fenómeno es al mediodía, en el transcurso de las 12 a la 1 pm.

Admin
Admin

Mensajes : 3
Fecha de inscripción : 06/10/2015

Ver perfil de usuario http://reynaldo.foroactivo.mx

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.